Viaje a los criptomundos 

Primera transacción. En mayo de 2010 se registró el primer pago con Bitcoins. Laszlo Hanyecz se llevó dos pizzas que compró en el Papa John 's de Jacksonville, Florida, luego de transferir 10,000 Bitcoins por un monto de $41 dólares. 

   

Si trasladas ese valor al promedio de 2022, habría pagado unos 300 millones de dólares. Todavía suena peor, si piensas que ese año gastó más de 100,000 bitcoins en pizzas: algo así como 3,000 millones de dólares en la actualidad.

En estos 12 años hay historias de todo tipo: nuevos millonarios, ahorros evaporados, evangelización sobre el futuro de las monedas, un país, El Salvador, que declara al Bitcoin moneda de curso legal y tremendas guerras de PR a favor y en contra de esta moneda basada en la tecnología blockchain.

En México, el uso de efectivo lastra la adopción del plástico, las transacciones virtuales o la adopción de criptomonedas. Aun así no somos ajenos al fenómeno y las criptomonedas se han vuelto la tendencia más popular de las nuevas finanzas. Uno de los pocos «unicornios» del país es Bitso, el exchange mexicano de monedas digitales. 

El auge de las criptomonedas y la aceleración de la transición hacia la economía digital, potenciada por la pandemia de Covid-19, ha puesto en alerta a todos los bancos centrales. El Banco de México (Banxico) no es la excepción: ya anunció que en 2024 pondrá en circulación su propia moneda digital.

Lo que se sabe hasta ahora es que no será una criptomoneda ni estará basada en el blockchain. Se trata más bien de una versión digital del papel moneda, conocida como Moneda Digital del Banco Central o CBDC (por sus siglas en inglés), diseñada para usarse de la misma manera que el efectivo y respaldada por el banco central.

Dinero virtual.

Dinero virtual.

La digitalización afecta a todos los ámbitos de nuestra vida y a las más tradicionales industrias.

La cosa se animó en febrero cuando Coinbase, compañía pública de Estados Unidos, anunció que permitiría a sus usuarios mexicanos cobrar remesas en pesos mediante una alianza con 40,000 tiendas locales.
 
De acuerdo con el informe «Geografía de las Criptomonedas del 2021» de Chainanalysis, las remesas a América Latina pasaron de 100 millones de dólares mensuales a casi 400 millones, lo que demuestra la necesidad de la gente de la región de preservar sus ahorros frente a la devaluación y la inflación. 

En México ya se aceptan pagos con criptomonedas en cafés, lugares de apuestas, librerías, tiendas de conveniencia e incluso farmacias.

No te olvides de los impuestos. Se considera el intercambio de activos virtuales como una actividad vulnerable, por lo que deberás dar aviso al SAT. Si obtuviste ganancias por compra o venta de criptomonedas, estas son susceptibles de pagar impuestos. 

Terminamos con un consejo importante: si piensas invertir tus ahorros, asesórate con especialistas. 

Juan Adlercreutz (Propelland)
Juan Adlercreutz (Propelland)

Saber más

Propelland

Artículos relacionados

Datos de consumo

Modelos Taycan berlina deportiva

WLTP*
  • 24,1 – 19,6 kWh/100 km
  • 0 g/km
  • 370 – 512 km

Modelos Taycan berlina deportiva

consumo combinado de combustible / emisiones combinadas de CO₂
consumo combinado de electricidad (WLTP) 24,1 – 19,6 kWh/100 km
emisiones combinadas de CO₂ (WLTP) 0 g/km
autonomía eléctrica combinada (WLTP) 370 – 512 km
autonomía eléctrica urbana (WLTP) 440 – 630 km
NEDC*
  • 27,0 – 25,4 kWh/100 km
  • 0 g/km

Modelos Taycan berlina deportiva

consumo combinado de combustible / emisiones combinadas de CO₂
consumo combinado de electricidad (NEDC) 27,0 – 25,4 kWh/100 km
emisiones combinadas de CO₂ (NEDC) 0 g/km

Taycan 4S

WLTP*
  • 24,1 – 19,8 kWh/100 km
  • 0 g/km
  • 370 – 512 km

Taycan 4S

consumo combinado de combustible / emisiones combinadas de CO₂
consumo combinado de electricidad (WLTP) 24,1 – 19,8 kWh/100 km
emisiones combinadas de CO₂ (WLTP) 0 g/km
autonomía eléctrica combinada (WLTP) 370 – 512 km
autonomía eléctrica urbana (WLTP) 454 – 611 km
NEDC*
  • 25,8 – 25,4 kWh/100 km
  • 0 g/km

Taycan 4S

consumo combinado de combustible / emisiones combinadas de CO₂
consumo combinado de electricidad (NEDC) 25,8 – 25,4 kWh/100 km
emisiones combinadas de CO₂ (NEDC) 0 g/km