Buena combinación

En Porsche un equipo de especialistas en neumáticos se ocupa de adaptar la rueda perfecta para cada nuevo modelo. Solo ésta obtendrá el sello de calidad «N».


24 segundos. Parece un instante, pero en la Nordschleife del circuito de Nürburgring son una eternidad. El trazado, de 20,8 kilómetros, es denominado «el infierno verde». Cada nuevo modelo Porsche se pone a prueba aquí, y quien supera el trazado 24 segundos más rápido que nadie antes, seguramente va al cielo. El piloto oficial de Porsche Kévin Estre lo ha logrado. El 16 de abril de este año este francés recorrió el circuito en un Porsche 911 GT3 RS en solo 6:56,4 minutos. Ningún Porsche con motor atmosférico fue antes más rápido allí. El automóvil puso de su parte, y él también. «Pero sin las innovaciones en los neumáticos este récord tampoco habría sido posible», afirma Jan Frank, experto en Dinámica de la Conducción/Comportamiento de Vehículos GT de Carretera de Porsche. «Ejercen una gran influencia». Han logrado reducir la vuelta a la Nordschleife entre cuatro y seis segundos a pesar de que el nuevo Michelin Pilot Sport Cup 2 R no se fabricó especialmente para conseguir el récord, sino que está a disposición de cualquier cliente.

911 Carrera GTS

Modelo: Pirelli P Zero Corsa

▶ Incorporación de técnicas del automovilismo (p. ej. mezclas de perfiles de rodadura)
▶ Tacos de banda de rodadura más anchos con una menor proporción de ranuras anchas para el mejor agarre posible
▶ Más agarre que neumáticos de verano en perjuicio de la resistencia de rodadura
▶ Excelente manejo orientado a la conducción en circuitos de carreras
▶ Las mejores prestaciones en frenado y tracción

Tanto en deportivos con motor trasero como en cuatro puertas con motor delantero, cuando se trata de desarrollar un nuevo modelo los neumáticos son uno de los componentes estratégicos. Inciden en el carácter del automóvil y ponen en práctica la dinámica de conducción típica de cada Porsche, sin descuidar el confort y la seguridad. «Un neumático es siempre un compromiso de diferentes cualidades, pero también un elemento importante de la gran obra maestra que es el chasis», explica Michael Haupt, experto del Departamento de Desarrollo Estratégico de Neumáticos.

Porsche fue el primer fabricante de automóviles que adaptó los neumáticos explícitamente a cada modelo, como si se tratara de zapatos confeccionados a medida.

De hecho, los neumáticos forman parte esencial del desarrollo de vehículos. Es un sistema complejo. Deben caber en los arcos de las ruedas y afectan a todo el paquete. Su dimensionamiento depende de la masa del vehículo, de la distribución del peso y del par motor que incide en las ruedas de tracción. A ello hay que añadir numerosos requisitos de las distintas especialidades, además de estrictas prescripciones legales sobre los ruidos de rodadura, características de adherencia a superficies mojadas y resistencia de rodadura. «Indicamos a los fabricantes de neumáticos objetivos claros», subraya Carsten Hoffmann, Director de Desarrollo de Neumáticos de Porsche, «hasta la distancia de frenado y los tiempos de vuelta que ambicionamos en la Nordschleife», un indicador del progreso en el desarrollo, quizás el más importante.

La fase de planificación de los nuevos neumáticos se inicia más de cuatro años antes de comenzar la producción de un nuevo modelo Porsche. Los fabricantes de neumáticos necesitan por lo general tres meses para fabricar diferentes prototipos según las especificaciones de Weissach – mayoritariamente varias versiones de neumáticos para los ejes delantero y trasero. Los responsables del desarrollo de los neumáticos de Porsche reciben los dos mejores modelos de cada una para probarlos y compararlos con neumáticos de distintas marcas. Otras cadenas de desarrollo se incorporan a este proceso siguiendo el mismo esquema, un proceso en ocasiones arduo pero imprescindible. Porsche tiene fama de ser una ambiciosa impulsora de la tecnología, por ello no otorgará al neumático el distintivo «N» hasta que el resultado cumpla con todas las expectativas. Esto es muy útil sobre todo a la hora de cambiar el primer juego de neumáticos. Solo los que llevan la letra «N», como los que ofrecen los centros Porsche, garantizan las cualidades de conducción al nivel de un vehículo nuevo.

Cayenne Turbo

Modelo: Michelin Pilot Alpin 5

▶ Perfil laminado mejorado en las bandas de rodadura para circular en invierno
▶ Mezcla de perfiles más blanda para temperaturas invernales
▶ Excelente comportamiento sobre nieve incluidas muy buenas prestaciones en frenado y tracción sobre nieve
▶ Excelente estabilidad de conducción sobre pisos secos y mojados

En los modelos actuales se montan neumáticos con una combinación característica de la marca. Los neumáticos presentan dimensiones diferentes en los ejes delantero y trasero, además de estar expresamente ajustados entre ellos. Con ello se consigue el comportamiento de conducción típico de Porsche. Por ejemplo, en el 911 – un vehículo con una distribución de peso que tiende al sobreviraje – el eje trasero se optimiza en cuanto a tracción y estabilidad de marcha, el eje delantero tiene que garantizar una capacidad de respuesta directa, y en la combinación de ambos se debe producir un comportamiento de marcha lineal, neutro y predecible.

Curiosamente el ajuste de los neumáticos en el ámbito de la high y ultra high performance (UHP) es el más fácil. Los responsables del desarrollo de los deportivos GT de Porsche pertenecen al Departamento del Deporte del Motor. Sus ingenieros actúan totalmente concentrados, pues el equipo, a diferencia de los responsables del desarrollo de modelos de serie, por lo general solo tiene que trabajar en un único producto. A cambio, los requisitos de los neumáticos UHP están definidos con más precisión y están más adaptados para su intervención en carreras, con un rango de temperatura menor y cargas de ruedas predeterminadas. En comparación, los modelos de serie tienen más variedades: diferentes versiones de chasis, complejos sistemas electrónicos de regulación, así como un abanico más amplio de pesos y condiciones para carretera. «Cada uno nos lo pone difícil de manera distinta», admite Hoffmann.

Panamera Turbo S E-Hybrid

Modelo:  Michelin Pilot Sport 4

▶ Perfil y mezcla de bandas de rodaduras mejorados para alcanzar la mayor estabilidad de conducción en calzadas secas y mojadas
▶ Incorporación de las técnicas más modernas para lograr la menor resistencia posible de rodadura
▶ Excelente manejo orientado a mejorar la estabilidad y el placer de conducción
▶ Muy buenas prestaciones en frenado y tracción

Al fin y al cabo, los fabricantes de neumáticos han logrado enormes progresos en las últimas décadas. Los neumáticos de ahora reúnen cualidades que durante mucho tiempo parecieron incompatibles, por ejemplo, un comportamiento satisfactorio en superficies mojadas y poca resistencia de rodadura, o resultados óptimos en superficies secas con un gran rendimiento de rodadura. El ácido silícico, como el silicato, reduce el porcentaje de hollín en el neumático. Bandas de rodadura con diseños asimétricos, mezclas de distintas gomas y canales de drenaje más anchos en el lado interior de la banda de rodadura mejoran el comportamiento en lluvia, mientras que en trayectos rápidos con curvas el vehículo tiene la seguridad de apoyarse en un perfil más marcado en el lado exterior. El desarrollo continúa a toda velocidad. Frank apunta que «no se divisa el final». Para Porsche esto significa que los recientes mejores tiempos en la sección norte del Nürburgring no representan el final de la escala de rendimiento de automóviles deportivos.

CONDUCCIÓN AL LÍMITE

Cuando acaba el día de pruebas su opinión cuenta. Porsche confía en cuatro pilotos de pruebas para decidir exclusivamente sobre los neumáticos. En la oficina del Centro de Desarrollo de Weissach apenas coinciden, en cambio, en la Nordschleife del Nürburgring y en recintos de pruebas como el Nardò Technical Center que tiene Porsche en el sur de Italia o en el Contidrom en Hannover, se ven más a menudo.

Una parte esencial de su trabajo es por supuesto la capacidad de llevar a un Porsche al límite: casi todos los pilotos provienen del deporte del motor. Uno de ellos es Timo Kluck. «Un Porsche es un vehículo de alto rendimiento. Con los neumáticos adecuados nuestros clientes pueden sentir aún mejor su perfecto comportamiento de marcha», dice acerca de los neumáticos para deportivos este piloto de 46 años que hace 18 que trabaja como piloto de pruebas en el Departamento de Neumáticos.

Solo ser veloz no es suficiente. Los pilotos deben ser capaces de entregar resultados que puedan reproducirse, así como de formular enunciados bien diferenciados también en sus reuniones con los fabricantes de neumáticos, que otorgan mucha importancia al juicio de los pilotos de pruebas. Forman parte también de su ámbito de trabajo la valoración subjetiva de las cualidades de los neumáticos, es decir, la conducción sobre pisos secos y mojados, nevados y helados.

Klaus-Achim Peitzmeier
Klaus-Achim Peitzmeier